Escrito por Tendenzias

¿Qué es el duelo?

Cuando perdemos a alguien a quien amamos son muchos los sentimientos que nos abordan de repente, preguntas que jamás tendrán una respuesta, un futuro que se ha terminado y a veces no sabemos cómo continuar hacia adelante.

En este artículo hablaremos sobre el duelo,

  • Qué es el duelo
  • Tipos de duelo

¿Qué es el duelo?

El duelo puede hacer referencia a muchos tipos de pérdidas, desde la muerte de un familiar o de una persona cercana a la ruptura de pareja. El factor común es la pérdida, es perder a alguien a quien se ha amado y pasar por el proceso de adaptación a una nueva situación.

Cuando hablamos de duelo no sólo hablamos de los sentimientos que éste produce porque es un global, la muerte de alguien trastoca todos los ámbitos de la vida: nuestra manera de vivir, de sentir, de pensar… Puede haber problemas de concentración, cambios anímicos totalmente lógicos, problemas físicos asociados a este proceso, etc.

Tipos de duelo

Según los autores encontramos diferentes clasificaciones sobre los duelos, pongan los nombres que pongan, todos hacen mención a las diferentes reacciones que presentamos ante la pérdida de alguien.

Hay personas que no son capaces de expresar emociones cuando se enteran de la muerte de un ser querido, no son capaces de llorar e incluso pueden actuar como si nada. Un aspecto importantísimo a tener en cuenta y que normalmente la gente tienden a juzgar erróneamente, no debemos entender este tipo de duelo como si no sintieran amor o cariño hacia el fallecido, como si no hubiera dolor, realmente lo que está ocurriendo es que sus mecanismos de defensa se han activado ante un hecho que puede que les sobrepase emocionalmente.

En el mismo caso que en el anterior hay personas que no pueden aceptar la muerte durante un tiempo determinado hasta que es capaz de aceptarlo, esto implica que las emociones contenidas encuentran salida semanas o incluso meses después cuando pueden enfrentar tal pérdida.

El duelo patológico es aquel que se mantiene a lo largo del tiempo y afecta a diferentes ámbitos de la vida de forma desadaptativa. El vacío que ha dejado esa pérdida resulta difícil de elaborar para la persona, no es capaz de enfrentarse a ello y continuar hacia adelante, se queda enganchada a la persona perdida para no perderla y el problema es que se queda anclada en el dolor, en una lucha terrible por no aceptar que ya no está.

Por último, el duelo normal es aquel que pasa por las diferentes etapas del duelo de forma “satisfactoria”, hay dolor, hay lágrimas, rabia, se expresan las emociones, se acepta la pérdida y se continua hacia adelante poco a poco.

En próximos artículos hablaremos sobre cómo elaborar el duelo, de qué manera podemos aceptar la pérdida para continuar hacia delante sin infringirnos mayor sufrimiento.

depsicologia.com

Newsletter