Escrito por Tendenzias

Consigue tu propio bienestar para ser feliz: es fácil si te lo propones

Trabajamos en una anterior entrada algunos aspectos que tenían que ver con alcanzar esa paz que todos, de alguna u otra forma, anhelamos tener, pero la vida cotidiana que llevamos, así como el estrés y la ansiedad, hacían para muchos que algo tan sencillo como relajarse y disfrutar simplemente del momento presente (sin pensar en el futuro, pues no nos corresponde hasta que no tiene lugar, y eso, mismamente, es futuro y no se puede actuar sobre él dado que luego se convertirá en tu propio presente), fuera una tarea algo más que difícil… por no decir, “imposible”.

La constancia, la ecuanimidad, la fuerza y las ganas de poder conseguirlo hacen que este camino sea mucho más fácil y sencillo, pues no hay que olvidar que, una vez lo hayas conseguido, ya conocerás los métodos para poder mantenerlo, y/o bien, dirigirse a esa senda para poder –nuevamente- disfrutar de él.

Y es que, ¿te has parado alguna vez a preguntarte qué de bueno te da el estrés y la ansiedad? Acaso, ¿es bueno andar siempre corriendo como en una maratón donde parece que la vida se nos va en ello? Es posible que llegues antes pero, ¿has disfrutado por el camino? ¿Has podido disfrutar de las cosas buenas y positivas? O, muy al contrario, ¿si quiera te has dado cuenta de ellas porque simplemente el estrés te impide… verlas?

En este caso, existen diferentes técnicas que nos ayudarían a ese enriquecimiento personal; algo que nos llevará a un profundo crecimiento que marcará desde el primer momento nuestras vidas; eso sí, de forma indudablemente positiva.
Por ejemplo, a través de diferentes métodos de relajación y meditación, así como también de técnicas de visualizaciones guiadas, es posible alcanzar esa tan ansiada quietud, reduciendo niveles altos de ansiedad e incluso ciertas tensiones musculares consideradas como crónicas. Para ello, en primer lugar se debe, pacientemente y poco a poco, reducir los pensamientos negativos que andan por nuestra cabeza (que, no lo olvidemos, tanto alimentan nuestra ansiedad), por afirmaciones reales, positivas, que te ayudarán no sólo a ello, sino a verte de forma más equilibrada. Es imprescindible tener una confianza plena en ti mismo, algo que te hará esa búsqueda mucho más sencilla y fácil.

Todo ello requiere profundizar sobre diferentes cuestiones, que van desde lo físico a lo mental, pasando por lo espiritual y lo emocional. Pero los resultados serán plenamente satisfactorios: alcanzarás ese bienestar total y esa paz tan anhelados.

Lecturas recomendadas: “Guía práctica de la salud emocional” (Ramiro Calle), “Conoce tus sentimientos, mejora tus relaciones” (John Gray), “Meditación” (Lorin Roche)

depsicologia.com

Newsletter
Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos