Cómo detectar el autismo en edades tempranas y en adultos

Los estudios muestran cómo hay una serie de señales que pueden ayudar a los profesionales y familiares a detectar el autismo en edades tempranas y en adultos. Esta información os puede resultar complementaria al artículo ¿Cómo saber si un niño es autista?, donde os contamos qué es el autismo, su origen y las características principales.

Deteccion autismo

Cómo detectar el autismo en edades tempranas

Uno de los primeros aspectos a tener en cuenta en la detección del autismo en edades tempranas es que es un profesional el que tiene que poder llevar a cabo la evaluación especializada. Cualquiera de los factores o señales que vamos a señalar a continuación no tienen ninguna implicación por sí solos, si no que podría entenderse como una señal de riesgo de un trastorno del desarrollo.

El proceso de evaluación puede variar, no hay un tiempo estimado y cerrado. En ocasiones es posible que se pidan pruebas complementarias (audiometría, de neuroimagen, genéticas y otras) para descartar otros posibles diagnósticos.

A continuación, teniendo en cuenta lo descrito por Hernández, J. y Cols (2005) en la Guía de buena práctica para la detección temprana de los trastornos del espectro autista, de la revista de Neurología, os mostramos cuáles son las principales señales de alerta del desarrollo:

Hacia los 12 meses

No balbucea.

No responde cuando se le llama por su nombre o no se reconoce así mismo cuando se le llama.

No interactúa saludando con la mano.

No pide cosas u objetos señalándolos.

No se implica en los juegos típicos de este rango de edad.

Entre los 12 a los 18 meses

No responde a su nombre.

No se implica en los juegos típicos sencillos.

El contacto ocular con los otros es limitado o disminuido.

No pide cosas u objetos señalándolos, al igual que no los muestra o enseña.

Ausencia de imitación espontánea.

No hay balbuceo comunicativo ni dice palabras que son sencillas.

Puede responder de forma infrecuente ante estímulos auditivos.

Hacia los 24 meses

No tiene interés en los juegos compartidos ni la interacción con otros.

Dificultad para mantener el contacto ocular.

No sigue objetos con la mirada.

Puede repetir frases escuchadas pero sus frases no son de más de dos palabras.

Cómo detectar el autismo en adultos

Las personas que tienen autismo pueden tener dificultades en su vida diaria y, el hecho de conocer el diagnóstico, no sólo puede ayudar a entenderse a uno mismo, si no que también pueda encontrar la manera de mejorar sus habilidades y aprender a manejarse con ellos.

Algunas señales que pueden facilitar la detección del autismo en la vida adulta son:

  • Presentan dificultad para poder comunicarse a nivel social y mantener las relaciones, ya sea a nivel superficial o íntimo.
  • Pueden aparecer dificultades para entender y expresar las emociones propias y las de los demás.
  • Tienen pensamientos repetitivos y rígidos.
  • Dificultad para adaptarse a los cambios.
  • Dificultad para entender la conducta de otras personas.
  • En cuanto a la autoestima varía de forma subjetiva, pueden haber personas que muestren una autoestima exacerbada (se crean superiores a los demás) o de autoestima muy baja.

También te puede interesar