La culpa ¿para qué sirve?

Freud pensaba que la culpa servía para regular de una forma efectiva el comportamiento social. Si la gente no se sentía culpable, decía, no se preocuparían mucho a la hora de lastimar a otros, ya sea emocionalmente o dañando su propiedad. ¿Pero para qué sirve la culpa?, ¿qué nos motiva a hacer?

Una teoría dice que la culpa es para castigar al yo. Otra dice que la culpa nos alienta a tratar de reparar el daño social que hemos hecho. Una tercera sugiere que nosotros sólo nos vemos motivados a actuar en orden de hacernos sentir mejor sobre nuestra trasgresión.

Pero en un nuevo estudio publicado en la revista Psychological Science, Amodio & Harmon-Jones (2007), argumentan que las primeras dos teorías son compatibles. La culpa, dicen, actúa tanto como castigo al yo y ayuda a corregir el daño que hemos hecho. Para probar esto han realizado un experimento que involucra medir el comportamiento y la actividad eléctrica en el cerebro para aportar evidencias sólidas a su teoría.

El experimento

Para hacer que los sujetos de experimento sintieran culpa en el laboratorio, los investigadores pusieron un electroencefalograma en sus cabezas y los pusieron a mirar rostros que aparecían en una pantalla.

Algunos de los rostros eran blancos, otros negros y otros orientales. No tenían que hacer otra cosa más que mirar los rostros. Los participantes fueron elegidos expresamente porque eran blancos y expresaron sentimientos positivos hacia los negros. No servían los racistas.

Luego de hacerles mirar imágenes, a los sujetos se les mostraba un gráfico de barras que supuestamente interpretaba las medidas de la actividad eléctrica en sus cerebros. Este grafico fraguado indicaba que los participantes habían reaccionado de forma positiva y natural ante los rostros blancos y orientales, pero que habían reaccionado de forma negativa ante las caras negras. O sea que les decían a los participantes que eran racistas inconscientes, a pesar que no lo eran.
Luego les pedían si querían tomar parte en otro experimento, ya que ese había terminado temprano. Entonces les daban a elegir entre 19 artículos de revistas diferentes cuál les parecía más interesante. Tres de esos trataban sobre reducir el problema del racismo.

Como sin duda el lector imaginará, los participantes se sentían culpables de lo que había salido en el experimento anterior, por ser racistas. Así que los investigadores midieron este segundo experimento de dos formas. Primero indicaron en un reporte que se sentían culpables. Y en segundo lugar un electroencefalograma mostró una reducción significativa en la actividad izquierda frontal. Esa reducción se asoció con un sentimiento de vergüenza.

Luego, cuando eligieron los artículos que más les gustaban, terminaron eligiendo los que hablaban de luchar contra el racismo. Al mismo tiempo el electroencefalograma mostró un cambio de activación hacia el lado izquierdo del cerebro. Esto indicó un incremento en el comportamiento de acercamiento, o sea que la vergüenza se desvanecía. Así que motivados por el sentimiento de culpa, trataron de arreglar las cosas y hacer algún bien.

Este estudio muestra lo compleja e interesante que es la culpa y la interacción que hay con la motivación. La felicidad nos motiva a acercarnos a otra gente, y la tristeza a alejarnos. La culpa, por el contrario, causa un patrón complejo de comportamientos. Primero un alejamiento, y luego un acercamiento.

Referencias
Amodio, D.M., & Harmon-Jones, E. (2007). A Dynamic Model of Guilt: Implications for Motivation and Self-Regulation in the Context of Prejudice. Psychological Science, 18(6), 524-530

También te puede interesar

3 Comentarios en “La culpa ¿para qué sirve?”

  1. Roberto dice:

    Yo comienzo a trabajar con mi sentimiento de culpa que me hace mucho daño.

  2. serpiente1984 dice:

    La «CULPA», –instrumento maligno para someternos a la voluntad e ideas de otros que pueden o no estar completamente equivocados–, un ejemplo grande de como la culpa ha sido usada para la destrucción de la humanidad es el Gran Mundial y Famosamente conocido NACIONALISMO, en donde se encuentran todos los individuos de un pais que esta hecho un asco por sus gobernantes y sin embargo los primeros siguen a estos a donde sea que ellos lo manden porque sentirían una culpa insoportable por «traicionar» a su «patria» cuando esta patria o concepto de patria es siempre sustituida por el gobierno en turno, EJEMPLO?: Partido NAZI (Nacional Socialista) comandado por el mas estúpido y enfermo dictador que utilizó la culpa para someter y enviar a la muerte a millones, asi este concepto se puede traducir a cualquier grupo de individuos, siempre se siente mas culpa cuando se ha hecho algo en contra de alguien mas popular en un grupo y nunca de alguien sin importancia para la mayoria, se ha dicho que la culpa es un mecanismo de autodefensa para la supervivencia pero eso no tiene nada que ver con la vergüenza o la moral de una persona, la culpa es simplemente un instrumento para obtener poder sobre otros y es un concepto truqueado y acomodado de la vergüenza que alguien puede tener que es algo privado, la iglesia aún en nuestros dias utiliza este y otros metodos para controlar a los individuos y quitarles la voluntad e imponer su propia voluntad e ideas.

  3. Daniel dice:

    Serpiente1984 Creo que logro comprender tu punto de vista, pero viendolo desde el sentido practico -neutral- el sentido de la culpa es crear reflexión y reacomodar el pensamiento y el comportamiento de un individuo. La voluntad no siempre lleva consigo reflexionar de lo que uno hace, pues entonces uno ya no se convierte en su propio juez. Existe mucha gente que por voluntad hace muchas cosas -buena so malas- pero ¿cuantos de ellos aprenden de sus errores o reflexionan del mal que hacen, bajo el estandarte de actuar voluntariamente? La religión es un ejemplo de ello. Aquí la idea entonces sería usar esa herramineta para fines correctos, no para control mental, a lo que referies por los nazis,la religión, etc La cupa si tiene que ver con la moral entre otras cosas mas pues, por sociología sabemos que dichos principios rigen el comportamiento de una persona. Entonces podemos entonces finalizar diciendo que : el sentido de culpa unicamente debe ser dirigido con el objetivo de hacer alguien reflexionar de sus acciones y por ende, optar por tomar un camino mejor, no controlarlo para que sienta culpa de su existencia (como la religion) Hay límites , por sentido comun de como ahcer a alguien sentir verguenza, culpa, para que modifique por si mismo su comportamiento. Lo que la religion hace es traumatizar bajo miedo.