Escrito por

Síndrome de Capgras o creer que tus seres queridos son impostores

El Síndrome de Capgras es un trastorno poco común en el cual la persona que lo sufre cree que la gente de su entorno, su familia o amigos han sido reemplazados por impostores de apariencia idéntica pero qué no son los auténticos.

Sindrome capgras que es

Anteriormente hemos hablado de otros síndromes poco frecuentes, como el síndrome de Cotard, o muertos vivientes que resultan muy llamativos por la sintomatología que presentan, a la vez que genera mucha angustia y dolor a aquellos que lo padecen, tanto directa como indirectamente.

¿Qué es el Síndrome de Capgras?

El síndrome de Capgras, también conocido como Delirio de Sosias, es un síndrome o trastorno poco frecuente. La persona que padece este síndrome tiene la absoluta certeza de que sus seres queridos (familia, amigos, conocidos…) han sido reemplazados por dobles idénticos, es decir, no reconoce a las personas de su entorno y considera que son impostores.

Jean M. Capgras describió esta creencia como agnosias de identificación, una incapacidad para reconocer a sus seres queridos que estaría apoyada en una disfunción cerebral, que tiene como consecuencia el rechazo del enfermo a admitir la verdadera personalidad de quienes tienen a su alrededor. Perciben que hay un parecido idéntico pero no reconocen la identidad de dicha persona.

¿Cómo se produce el Síndrome de Capgras?

Sindrome capgras dobles

Actualmente se considera que este síndrome podría estar asociado o causado por daños neurológicos (parkinson, alzheimer, encefalitis, epilepsia, etc.) o por otras patologías psiquiátricas (trastornos como esquizofrenia, bipolaridad, depresión, paranoia). Por ello, es importante tener en cuenta que podría ser algo temporal o crónico.

Este síndrome puede aparecer en cualquier momento, con independencia de la edad o del género. Cuando se trata de daños neurológicos generalmente suele aparecer de forma tardía, en cuanto a un origen psiquiátrico puede aparecer en edades más tempranas, ser una creencia recurrente y cursar con más frecuencia con ideas paranoides.

Los avances neurológicos han permitido crear la hipótesis de que podría haber una falta de conexión entre el giro fusiforme, que se encuentra en la zona inferotemporal, y la amígdala. Por tanto, se trataría de una falta de conexión entre el reconocimiento facial y las emociones que generaría ver ese rostro conocido, lo que supone un reconocimiento visual pero no emocional.

Un caso de Síndrome de Capgras

El Síndrome de Capgras fue descrito por Jean M. Capgras, psiquiatra francés, en su trabajo “L’illusion des sosies” en 1923. En él habla del caso de una mujer de 50 años que sufre un delirio megalómano de persecución (la megalomanía es un delirio de grandeza).

Por un lado cree que es de la realeza y posee una inmensa fortuna que le ha sido arrebatada. Por otro cree que todas las personas de su entorno incluido su marido y su hija son dobles, que se van alternando sucesivamente.Su delirio principal es que existe una sociedad que se dedica a la desaparición de personas, a las que esconden en inmensas cuevas, como le ha ocurrido a sus hijos capturados por esta entidad.

Los informes de datos de esta paciente revelan:

  • Casada en 1898 a los 29 años
  • Su primer hijo muere a los pocos meses de edad. Muerte que ella niega, seguramente porque no puede superarla, y está convencida de que ha sido raptado y sustituido por  otro.
  • Luego tiene dos gemelas y una de ellas muere también muy pequeña. La paciente sigue pensando que la niña no ha muerto sino ha sido raptada y sustituida.
  • En 1906 vuelve a dar a luz a gemelos y estos tampoco sobreviven. La paciente, ya seguramente al límite, sigue pensando que uno de ellos ha sido raptado y el otro envenenado.

El marido de la paciente comenta que empezó a notar cosas extrañas a los 3 o 4 años de casados, sobre todo después de la muerte de sus dos últimos hijos. A partir de 1914 el delirio está completamente instalado.

La paciente piensa que su única hija viva tampoco es real, sino que se trata de una doble que le ha dejado esa supuesta “sociedad” y que cambia cada día por otra.

A su vez, cree que su marido tampoco es su marido y piensa que el auténtico ha sido asesinado y sustituido por otro, que es quien la mantiene ingresada puesto que dice que su marido auténtico nunca lo habría hecho.

Por último, también piensa que ella misma tiene otra doble que ocupa su lugar en el exterior mientras ella está ingresada.

loadInifniteAdd(44636);

Síndrome de Capgras ¿Qué hacer?

Sindrome capgras

Los familiares pueden sentirse terriblemente dolidos si aquella persona a la que quieren deja de reconocerles (como podemos ver en familiares de personas con alzheimer) y además les etiqueta de impostores.

Es muy importante tener en cuenta que esto se trata de un delirio y es importante tener paciencia para intentar sembrar una duda. Aunque pueda parecer complejo, sólo hay que ponerse en un momento en su piel para encontrar la “calma” y poder calmar también a la otra persona que puede pensar que se están confabulando contra ella, que no reconoce a nadie, que puede creer que han hecho daño a los suyos y está ante dobles.

Sin duda alguna, la ayuda de un profesional será clave para todas las partes del proceso.

Otros artículos que os pueden parecer interesantes son:

Fuente| Revista aperturas; artículo de Sara Mª Oyuela Gómez

Fotos|canvas.red10.com, ianoncedid.blogspot, certo.posterous

loadInifniteAdd(44637);

depsicologia.com

Newsletter